Si todavía no sabes qué hacer en tu viaje a Extremadura, te recomendamos la mejor ruta el triángulo formado por las Ciudades Patrimonio de la Humanidad: Cáceres, Guadalupe y
Mérida.

En Cáceres Patrimonio de la Humanidad no te puedes perder el Barrio Judío, la Torre de Bujaco reconstruída por los Almohades en el siglo XII. Al lado, la Ermita de la Paz del siglo XVIII de estilo barroco. La preciosa La Plaza Mayor, el Palacio de Carvajal del siglo XV y XVI, el Palacio de los Golfines de Abajo con una fachada impresionante, la Casa del Sol, la Torre de Sande, y el Palacio de las Veletas en donde se encuentra el aljibe árabe. Fuera del recinto amurallado tenéis el Centro de Interpretación Cueva de Maltravieso, Iglesia y Convento de San Francisco, El santuario de Nuestra Señora de la Montaña, y la zona de La Judería nueva. Guadalupe se encuentra dentro de la Comarca de Las Villuercas conserva un patrimonio artístico impresionante con el Monasterio de la Virgen de Guadalupe y sus calles llenas de encanto. El GEOPARQUE bajo el auspicio de la UNESCO conserva un rico patrimonio geológico.

Dentro de Guadalupe no hay que perderse además del Monasterio, la Plaza Mayor y Fuente de los Tres Caños, el Hospital de San Juan Bautista, y la Calle Mayor.

Mérida bien merece una visita, su Teatro Romano con más de 2000 años de antigüedad es una preciosidad. Pasear por la Orchestra, el graderío, y el espacio de la escena con sus columnas corintias es algo mágico. Te recomendamos visitar además del Teatro Romano, el Anfiteatro y Circo romano, Acueducto de los Milagros, Puente Romano, Templo de Diana, Arco de Trajano, Casa de Mitreo, y la Alcazaba árabe.

De la época bajomedieval podéis visitar el Templo de Marte y basílica de Santa Eulalia, y el antiguo Hospital de Jesús de Nazareno actual Parador de Turismo.